Locura.

Tenías apariencia serena, pero tus ojos evitaron en todo momento posarse en los míos huyendo, tal vez, de encontrarse con la realidad.
El silencio sólo era roto por tus leves balbuceos y palabras incoherentes que aislaban aún más tus pensamientos.

Me resultabas impenetrable.

Por fin habías conseguido levantar el muro que siempre deseaste para que no cruzase nadie a tu mundo.

Tarareabas una melodía irreconocible y repetitiva mientras en tu mirada se reflejaba retazos de la infancia que estabas reviviendo en tu mente dispersa. Habías roto todas tus anclas con la cordura.

Dulce niña que perdió su cabeza.
Anuncios

2 Responses to Locura.

  1. agatho says:

    Si hay algo que no quisiera perder es la cordura… Bienvenida a mi ciber hogar … gustas una taza de te … elige tu el sabor

  2. P_R says:

    A veces el autismo es el ultimo refugio para no perder la cordura.mil besos desde algun lado a la misma distancia del nucleoPaloma Roca

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: